La vida es un continuo trabajo: te despiertas y cada nuevo día te trae lo mismo de siempre, igual pero distinto... esa diferencia que te aporta es lo que hace que tu vida sea maravillosamente diferente.

sábado, 9 de octubre de 2010

Vuestro dictado


Se casa, mañana es el día en el que la persona de la que he sido sombra desde niña se compromete para siempre. La sociedad dice que llegada una edad lo normal es csarse y tener hijos, tener un trabajo estable, una vida rutinaria e ir una vez al año a alguna playa del mediterraneo. Si tienes eso eres uno más, y si a final de mes el bolsillo está vacío no te preocupes, no eres el único y menos en esta eterna crisis.
Enhorabuena, llegará el día en el que conozcas a esa persona con la que, quieras o no, tu cabeza te dice que tienes que compartir con ella una vida. Enhorabuena, eres otro más, otro casado y otra vida adocenada. Pasareis días de locuras, días de monotonía y otros de no dirigiros ni una sola mirada.
Eso también lo dice la sociedad, te casas y no se sabe muy bien para qué, porque todo el mundo lo hace y tú no vas a ser menos... Dicen que pasados varios años, los que llegan a más de una década de matrimonio, empiezan a quejarse de su mujer o marido delante de los amigos, hacen chistes al respecto y luego, al llegar a casa... rutina y más rutina.
Yo no quiero ese tipo de vida y sé que mi heramana no se casa mañana porque todos tenemos ese algo en la cabeza que nos dice que algún tendremos que hacerlo. Lo hace porque quiere ser feliz al cien por ciento, lo hace porque sabe que Pedro es esa persona que le hace falta.
Diez años de noviazgo, se dice pronto pero pasan más despacio. Ya diez años y ahora quieren toda una vida. A mí me parece algo precioso, conozco a los dos y sé que lo es.
Para ellos no hay evidencias que quieren imponernos otros, para ellos solo hay lo que ellos quieren tener. Quieren darse el "sí quiero" mañana, a la una del mediodía en una ermita donde se oirá sin duda la lluvia empotrandose contra las piedras. ¿Y qué? No importa que llueva, tal vez sean los ángeles emocionados...
Os quiero y quiero que sepais que me haceis muy feliz.


La foto es de octubre del año pasado... quien iba a decirnos a nosotros hace justo un año que hoy hablaría de la boda de María, que el abuelo estaría así y que...todo ha seguido su propio rumbo.

1 comentario:

  1. ¡Precioso, sin palabras!
    Me emocionas cada vez que te leo.

    ResponderEliminar